#LiveReview: Slash en Chile - "Aún hay trucos bajo el sombrero"


Venir de una banda tan grande como es Guns N' Roses no es fácil y es que tener que comenzar una carrera solista desde cero fue el desafió que tomó Slash tras su salida de aquel conjunto.

Ayer el guitarrista regresó a Chile para presentarse nuevamente con su proyecto solista, con un setlist mucho más osado y extenso, que se centraba principalmente en sus canciones y con un resultado mejor al esperado.

La noche fue redonda y clave de ello fue el comienzo con Cler Canifrú, intérprete chilena que debe haber realizado una de sus mejores presentaciones en vivo a la fecha.

Si en pleno siglo XXI aún quedan personas que creen que las mujeres no pueden hacer rock, vayan y díganle eso a la guitarrista, que salió escupiendo veneno con "Escorpiones" y "Nunca Más". Todo eso en un show que gozó de un excelente sonido y un dominio escénico espectacular por parte de ella y todos sus músicos.

"Silencio" y "Te Dije" dieron el cierre a sus 25 minutos de presentación, que tuvo un total de seis temas. Cler Canifrú no sólo estuvo a la altura, sino que superó expectativas y se llevó una tremenda ovación de los presentes, quienes de seguro habrían disfrutado algo más.


Sin embargo, ella lo venía anunciando, "queremos ver a Saul". Una declaración que si bien es evidente, no prepararía al público para lo que estaba por venir, cuando uno a uno entran los integrantes al escenario y comienzan a devastar todo con "The Call Of The Wild".

Acabado el single se apagan las luces y, por algún extraño motivo, no volvieron a encender. Sin embargo, el conjunto fiel a su profesionalismo no dejaba de tocar "Halo". Fue acá donde se produjo la magia, con los cientos de fanáticos prendiendo las linternas de sus teléfonos y alumbrando a la banda en una postal épica y que cerró con el aplauso de los músicos a la audiencia.


No obstante, el problema fue pasajero y la noche es larga, por lo que sin descansos el conjunto ejecuta "Standing In The Sun", "Apocalyptic Love" y "Back From Cali", Cada uno de los tracks conocidos por la audiencia y que luego los incluyeron con las palmas y coreos para "My Antidote" y "Serve You Right".

Las canciones nuevas continúan apareciendo, y sorprendentemente son las que más reacciones generan en el público, quienes sí vinieron a disfrutar de las nuevas creaciones de Slash y Myles Kennedy. "Boulevard Of Broken Hearts" y "Shadow Life" dieron muestra de aquello, lo que le sacó más de una sonrisa a Slash y su pandilla.

Un pequeño receso para el vocalista de Alter Bridge y el bajista Todd Kerns toma el micrófono, con un estilo mucho más grave y rockanrollero, para interpretar "We're All Gonna Die" y "Doctor Alibi", dedicada a Lemmy Kilmister.

Regresando con Myles, "Lost Inside The Girl" fue una power ballad que atrapó en el canto a los presentes, que corearon cada palabra que el vocalista tenía para decir, haciendo un momento muy suyo y de la audiencia. Mientras, Slash remeció el recinto con su posterior "Wicked Stone", en una impecable y deslumbrante ejecución de un solo de guitarra de más de 10 minutos. Por si alguno creía que se le acabaron los trucos al hombre del sombrero.

"Mind Your Manners", "Driving Rain", "By The Sword" y "Nightrain" (única canción de Guns N' Roses en el setlist) continuaron con la jornada, la cual sólo va en ascenso y no da muestras de cansancio por parte de los asistentes. 

Slash y Kennedy han tirado todo su arsenal y ya llevan 17 canciones interpretadas, pero eso es lo que pasa cuando dos grandes músicos se juntan por casi nueve años, crean grandes himnos, y "Starlight" vino a probar aquello.

La primera tanda del show terminó con "You're a Lie" y "World On Fire". Sin embargo, nadie se quiso ir a esas alturas y el conjunto acabó la noche con "Avalon" y "Anastacia".

Es interesante lo que ocurre con Slash, debido a que es conocidísimo por ser el guitarrista de GNR y logró superar esa imagen propia , convirtiendo a él y Myles en leyendas cada una por si sola.

Anoche habían fans del conjunto encabezado por Axl Rose, es innegable, pero el espectáculo se trató de esta nueva banda y sus canciones, quienes omitieron mucho de lo que han hecho en otros proyectos y se concentraron en ellos. Eso querían ver los fans.

Que no quepa duda, que el prolijo guitarrista y la voz de Alter Bridge tienen muchos trucos bajo el sombrero. Ahora queda esperar, que su música siga creciendo, porque sabemos que los fans sí o sí seguirán aumentando.

Por Felipe Pino Guerrero
Fotografía de Miguel Fuentes


COMMENTS